martes, febrero 28, 2012

Ello








Esta historia forma parte de una serie de tremendos dibujos de Alvaro pozo.
--------------------------------------------------------------------------------------------------------



1405. No es la dirección, no, pero a pesar de que podría sonar a rara coincidencia, es sólo la hora exacta que lo vi entrar por última vez por la puerta de su casa.

Como tantas veces, sentía el llamado de su madre y corría para entrarse. Un chico callado pero obediente comentaba la gente. Corría como si de eso dependiera su vida. Pero esta vez fue distinto.

Se giró al oír el grito de su madre pero dudó por un momento. Dejó el autito de madera al que solía inventarle rueditas, se paró lentamente, limpió su pantaloncito y caminó sin apuro hacia la puerta que en esta ocasión no estaba entreabierta como siempre, sino cerrada. Desde que entró a la casa hasta que volvió a aparecer por la ventana de su pieza pasaron 30 minutos. 30 largos y silentes minutos.

De rodillas en el piso y con la témpera desparramada por toda su mano, parecía dibujar en un trance hipnótico. De un extremo a otro de la habitación. Desde el muro hasta la puerta, flores, animales, insectos comenzaron a decorar la pieza y los objetos de ella. Trazos sobre trazos se iban mezclando para formar un tapiz extraño.

De pronto, se detuvo y miró un espacio sin pintar justo abajo al lado de su cama. Sintió un ruido, miró ahora hacia atrás y, volvió su mirada al espacio en blanco. Pensó, bajó su mirada, untó sus dedos de púrpura y siguió pintando en el mismo lugar en que estaba.

Los espacios vacíos provocaban en él una especie de angustia tal que esparcía en sus manos los colores que estuvieran a su alcance y desordenadamente comenzaba a dibujar animales y formas. En cualquier lugar menos al otro lado de su cama. Abajo.

A momentos, la sinfonía cromática en las paredes, dibujaban en él una leve sonrisa. Se transformaba en carcajadas cuando pasaba su mano por los muros y las formas se desfiguraban. Primero una mano untada en un color y luego la otra en otro color para crear nuevas formas. Nuevas formas, nuevas risas.

Su cara se tiñó de negro cuando escuchó ruidos afuera. Creyó escuchar la voz de su madre. Parado, quieto e inquieto y con las manos goteando el carmesí, caminó lentamente hacia la puerta y sin soltar la manilla giró hacia atrás y miró hacia el piso de la cocina. Vió el cuchillo pintado de rojo y el cuerpo de su padre bajo el filo. Terminó de abrir la puerta por completo, esperó un momento y caminó a recoger su autito que, raído por las últimas lluvias, esperaba a que el chico jugara a buscarle ruedas.

1405 fue la hora en que por última vez caminé hacia mi casa al escuchar el grito desgarrador de mi madre que me llamaba.

miércoles, noviembre 09, 2011

Nueva páginas de videos


Estimados lectores.
En un ampolletazo creativo, creé una página en este blog dónde podrán ver vídeos sobre temas que a todos nos interesan. No encontrarás todas las respuestas pero si te harás muchas preguntas.
Están acá al lado derecho, bajo la camarita Polaroid en la cabecera.

Pase a servirse...

viernes, octubre 21, 2011

La señora de las naranjas. ¿A qué sabe tu vida?



Gran hombre. Reconocido y admirado por todos en el pueblo. Robusto, orgulloso, autosuficiente y de mirada altiva frente a la vida, así caminaba don Alejandro por la pequeña localidad de Linderos esparciendo los restos de su cigarro.

Con sus ojos fijos en el horizonte y seguro de las respuestas que proveía su bolsillo, divisó a lo lejos un par de señoras que conversaban animadamente.

Una creyente y la otra enfocada sólo en lo tangible del día a día, argumentaban sus creencias apoyándose en sus experiencias.

El gran señor se les acercó lentamente y poniendo atención al diálogo lanzó el cigarro al piso, carraspeó y preguntó: “¿perdón, de que hablan señoras?”. “Es que está señora dice que su dios le ayuda con la producción de sus naranjitas y que por eso nunca le falta nada. Aún en tiempos malos, dice. Y yo le digo que es producto sólo de su esfuerzo y de las lluvias que se dejaron caer por estos lados. Acuérdese que ya se nos había olvidado lo que era la lluvia” dijo la mujer.

Don Alejandro esbozó una irónica sonrisa mirando a la abuela de los cítricos y cambiando ahora su vista al horizonte, con sus manos entrelazadas en su espalda y levantando la barbilla, le lanzó:

- A ver señora, usted dice que su dios le ayuda en todo. Compruébeme que existe ese dios y le compro ambos canastos de naranjas.

La no creyente miró al gran caballero, se le acercó unos pasos para ponérsele a su lado izquierdo y mirando a la vendedora esperaron ansiosos la respuesta.

La mujer creyente puso una de sus manos en su cintura, se agacho y con la otra tomó una de sus naranjas. Se enderezó lentamente, luego sacó de su bolsa un cuchillo, partió en dos su producto y luego exprimió el jugo en su boca. Cerró los ojos, disfrutó, agradeció y conservando la otra mitad, se le acercó al gran señor y su nueva amiga y le preguntó:

- Mi señor, podría decirme usted a qué sabe esta naranja. ¿Es dulce o amarga?

El gran hombre, mirando a su compañera, riéndose y de manera poco delicada respondió: “Señora, ¿usted está bien o es enferma? – Rió también la atea – “Para saber si es dulce o amarga tengo que probarla, pues. ¿No cree?”.

“Entonces, ¿por qué dicen ustedes que Dios no existe si no lo han probado?

La señora regaló un canasto a cada uno y se retiró.

Y tu vida, ¿qué sabor tiene?


----------------------------------------------

* Corrección ortográfica: Adanyl Brignoni.


sábado, septiembre 24, 2011

Evolución



O revolución. No lo sé. Solo se que no bajamos de un árbol (aunque algunos parece que si). Pucha que hay que tener fe en creer que de un átomo se originaron las razas, la hembra y el macho, la vegetación y el mundo animal y todo.

Desde niño me incrustaron por todos lados la “teoría” (ojo, solo teoría) del Cromagnon que arrastraba a su mujer por los suelos pa luego ir a jugar con su Rex en el jardín de las cavernas.

Que venimos de un átomo. Que de un salto nos pasamos del agua a la tierra. Que después de haber pasado un invierno recontra helado, en donde solo sobrevivimos algunos pocos y donde se murieron nuestras mascotasaurios, finalmente pasamos a sentarnos frente a un pc a escribir artículos.

En el cine con jurasik park 1, 2, 3 y sus semejantes. En la tv, con la versión añeja de los simpson; los picapiedras. En las escuelas con las carpetitas con imágenes mal pegoteadas del paleolítico y con miles de enciclopedias a todo color. Bien didácticas. Pa´ que la cosa se meta bien en el adn de la cabeza fértil de un niño en crecimiento. No escatimemos recursos. Que no se vea pobreza.

Evolución, monos, dinosaurios, cavernas por donde mires. ¡¡Tu antepasado fue Chita, cabrito¡¡ ¿Te quedo clarito, supongo? Si, profe. Haber, pregunta: ¿Como se llama tu abuelo?. Ehh, Marco, profe. ¡¡¡Castigado¡¡, su abuelo se llama king kong.

Pero eso no es todo. ¿Cómo, hay más?. Si, pues, mijito. Acá todo evoluciona. Lo que antes era negro, ahora es gris.

Y claro, cuando ya se aburrieron de adiestrar a Dino, tuvieron que buscarse un nuevo amigo imaginario para decirnos ahora que no estamos solos, que tenemos hermanos que viven dos cuadras más allá del cometa Elenin, y que posiblemente fueron quienes nos crearon. ¿Y lo que pensaba Darwin?. No pos, si recuerda que todo evoluciona. Todo evoluciona. Ehhh, ok.

Craneada esta nueva idea de los amiguitos verdes, vamos entonces por el marketing, las chapitas y los posters para recibirlos como se debe. Para unir nuestros cortos dedos índices con el largo de ellos para celebrar el acontecimiento. Una idea mejor, rindámosles pleitesía con películas. Hagámoslos queribles con Alf y ET. Bajémoslos a la tierra en roswell. Si, sueña bien ese nombre. Roswell, donde habitan los ets. Embriaguemos el mundo con una carta exquisita de apariciones y documentales. O ahora si, mejor aun, hagamos que los Estados Unidos, Inglaterra y el vaticano digan que si, que si podemos tener parientes interestelares. Son nuestros hermanos y vendrán a salvarnos. Firma UFO. UFF diría yo.

Qué pensaría la familia de mis abuelos de todo esto. Sorry…perdón que me meta, pero ¿de cuál familia me hablas? ¿De papa y de mama?, ¿de papá y papá?, ¿O de mama y mama? Haberrrrr. ¿Cómo es eso? Si, pues ¿hablas de la familia nuclear o tradicional o de la nueva familia?. ¿Nueva familia?, ¿De que me perdí?.

Ahora si que estamos pedidos. Osea, ya no solo no venimos del mono, si no que aparte de tener hermanitos con antenas, dos hombres o dos mujeres se podrán casar y tener hijos. ¡¡¡¡¿Qué?!!!! Obvio pos, es evolución, compadre. Lo que antes era gris, ahora es rosado. Enchúfate en la nueva era. Podrán casarse no importando el sexo. Pero ojo, que si no hay amor no vale la cosa. ¿¿Como??. Pero claro, de que te sorprendes. No has visto lo lindo que se ve Ricky con su novio y sus hijos. Se ven tan enamorados. O que me dices de Elton John. Se ve que ama mucho a su hombre. Seguro criarán muy bien a su hijo. ¿Pero de que hijo me hablas si naturalmente no puede ser? No pueden procrear dos especies del mismo sexo. Pero, mi niño, quién habló de procrear. Si pa´ eso esta la ciencia. En una maquinita podrás elegir hasta el color de ojos de tu bebe. A mi, fíjate tu, me gustaría que fuera igual a los de Ricky. Pero como te decía, pá eso estarán las maquinas, el resto será solo sexo y pasarlo bien.¡¡¡carpe diem¡¡¡

Noooo, paren¡¡. Ta bueno ya. Primero me cambian la versión de mi origen, luego nos añaden hermanos galácticos, después alteran la forma natural de procreación y familia. ¿Que seguira después? ¿Podré matar o casarme con mi madre solo por amor?

Es idea mía o están jugando a ser Dioses. A reinventar la historia para complacer sus propios deseos. A tratar de decirnos que el verdadero Dios no existe. Nietzsche, a quienes muchos siguen, “mató a Dios” y luego murió con un cuadro de severa demencia. Ernest Hemingway, otro hombre a quienes muchos idolatran por sus frases ateas, se suicidio a los 61 años.

¿Evolución o involución? No se tú, pero yo, prefiero seguir fiel a la palabra de Dios que no cambia nunca, que no se adapta a tradiciones cambiantes de hombres, y que por lo demás, me promete que todo esto luego acabara…muy luego.

…Porque como en los días antes del diluvio, estaban comiendo y bebiendo, casándose y dándose en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca, y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre…

Mateo 24: 36-41

martes, junio 07, 2011

Reflejo

Me acerqué al espejo estando muerto. Por lo menos eso era lo que deseaba. El reflejo, que confirmaba en mi dilatado rostro mis intensiones, mostraba solo mi desvelado perfil diestro. Los pálidos y pocos rayos de luz que se colaban por la ventana se asimilaban a los que tímidamente salían de mi corazón. A punto de amanecer afuera, a punto de anochecer aquí dentro. Giré la llave para dejar correr un escuálido hilo de agua para luego atravesar el chorro con la punta de mis dedos y así humedecer mi cara, pero sentí que ésta ya estaba empapada. Los últimos días, los últimos meses en realidad, eso era habitual. Sobre todo bajo mis parpados enrojecidos. Dejé caer mi mirada al piso, apreté fuertemente mis puños y exhalé. Bruscamente enderecé mi cabeza. Me apoyé en ambos costados del lavamanos. Me acerqué decididamente al reflejo para gritarle en su cara lo desgraciado que había sido, pero en eso el sol tomándome del hombro detuvo las palabras en mi garganta. Me hizo a un lado. Entró e irrumpió en toda la habitación. Entró irrespetuoso y decidido. Recorrió los cuatro lados del papel mural desteñido del cuarto. Algo le debe haber comentado sobre mí la luna, pensé. El reloj, que para mi, había dejado de cumplir su tarea hace ya mucho tiempo, despertó energético. Marcó el comienzo del día y me enseño que cada segundo todo empieza de nuevo. En el techo, la brisa que entró a espaldas del sol, batió sus brazos y espantó las nubes que dejaste al partir en silencio.

Me acerqué al espejo estando muerto. Me aleje de él y decidí no recordarte más.

sábado, mayo 21, 2011

Dos segundos


Sentí un ruido estremecedor afuera de mi cuarto, luego un enorme resplandor y después un fuerte remezón parecido al bofetazo de un padre molesto que me enderezo asustado de la cama. Corrí la cortina con el corazón en la mano y comenzó todo.

El rojo intenso del descontrolado fuego quemaba todo mí alrededor. Quemaba pero no consumía. Era un horrible ardor constante. Ya no estaba en mi pieza, estaba en la nada. Solo Gritos, llantos y miradas desgarradoras acompañaban mis manotazos desesperados. Una multitud de personas caían a lo más profundo del fuego. Miedo, terror y angustia. Miré hacia lo lejos y todo era aterrador. Por mi lado pasó un ser raramente hermoso envuelto en llamas. Su mirada que por unos minutos fue irónica, luego, al ver que yo no caía si no que me mantenía, en un segundo se transformo en ira. Y después en dolor. Sus pupilas exhalantes comenzaron a pedir misericordia. Sus grandes ojos no pude sacármelos de mi mente. En mi angustia, como siempre, levante la vista y vi el cielo fuera de este ardiente lugar. Me lleve las manos a la cara para secar mis lagrimas y me fijé que no había heridas en ellas. Y que tampoco sentía dolor. Era el miedo el que apuró mis latidos. Empecé a subir lentamente sin poder sacarme de la cabeza la mirada de aquel ser y de los millares de personas que destrozaban sus gargantas. Mientras caían intentaban agarrarse de mí y no podían, sus manos me traspasaban. Cuando llegué al limite saque mi mano de esa hoguera y desperté.

Primera vez que lo sueño. Y no lo quiero volver a soñar. Fueron dos segundos en un infierno y fue espantoso

viernes, abril 22, 2011

XQ NO TE CALLAS...Nº1

MITO

PuroAcá les dejo mi primer escrito hecho imagen. Los trazos, a cargo de El maestro del trazo dramático; ALVARO POZO. Visítalo, te llevarás más de alguna sorpresa http://www.facebook.com/pages/Alvaro-Pozo-Arte/179887335385146